Sergio Mattarella es elegido nuevo presidente de la República italiana

Sergio Mattarella fue elegido como nuevo presidente de la República italiana. El duodécimo de su historia desde que se creó el cargo en 1946. Hacía más de dos semanas que el presidente saliente Giorgio Napolitano presentó su dimisión, iniciando así el protocolo para la designación de su sucesor mediante la convocatoria de una asamblea conjunta de Congreso y Senado a la que acudieron también representantes de las veinte regiones en las que se divide Italia. Hasta su designación el pasado sábado, el presidente del Senado, Pietro Grasso, ha ocupado la jefatura del Estado de manera interina.

Sergio Mattarella fue el hombre de confianza designado por el primer ministro, Matteo Renzi, para el cargo. Un nombre que pasó desapercibido en la primera votación, con tan solo cinco votos favorables a su candidatura y 538 votos en blanco. A pesar de ser algo significativo, todo apuntaba a su ascenso en las siguientes, y no fue hasta la cuarta votación, celebrada el sábado por la mañana, cuando se confirmó su elección con 665 votos, muchos más de los 505 requeridos por la mayoría absoluta. Atrás dejó a sus dos competidores directos, el jurista Ferdinando Imposimato, del Movimiento 5 Estrellas de Grillo (127 votos) y Vittorio Feltri de la Liga Norte (46 votos).

Su nombramiento supone un importante triunfo táctico para Renzi, quien sienta en el Quirinal a un político de talante democristiano para dirigir la vida política italiana y aunar tras su candidatura a los socios del Partido Demócrata y del Nuevo Centro Derecha, sin dar opción a reválidas por parte de Beppe Grillo o Silvio Berlusconi. Mattarella recibió el respaldo y las felicitaciones tanto de sus compañeros como de la oposición política, así como de representantes internacionales.

Mientras que Renzi le felicitaba vía Twitter, Laura Boldrini, presidenta del Congreso, hablaba de él como “un hombre de una gran figura moral y de gran rigor”. Beppo Grillo, en declaraciones recogidas por Repubblica, le defiende como una “persona respetable”. Su antecesor en el cargo, Giorgio Napolitano, se ha mostrado satisfecho con su designación y ha hablado de “un salto de calidad política”. Vladimir Putin, François Hollande y Joachim Gauk, presidente de Alemania, le han hecho llegar sendas felicitaciones. También ha celebrado su elección el Papa Francisco, quien espera “pueda cumplir su tarea sobre todo en el servicio de la unidad y la armonía del país”.

Sergio Mattarella, de 73 años de edad, era hasta su designación jurista del Tribunal Constitucional italiano, pero con una trayectoria política que se remonta años atrás. Ministro en dos ocasiones. Titular de Educación entre 1989 y 1990, con el gobierno de Giullio Andreotti. Dimitió en protesta por la aprobación de la Ley Mammì que liberalizaba los medios de comunicación y le otorgaba a Silvio Berlusconi la licencia para tres nuevos canales. En 1999 volvía al Ejecutivo para hacerse cargo de la cartera de Defensa, puesto que ocupó hasta 2001, tiempo en el que pasaron Massimo D’Alema y Giuliano Amato como primeros ministros.  Mattarella, primer siciliano que ostenta el cargo de presidente de la República, ha sido también una víctima de la mafia. En 1980, la organización Cosa Nostra acabó con la vida de su hermano mayor, Piersanti, por aquel entonces presidente de la región de Sicilia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s